Cuandro EL Príncipe Baltasar Carlos a Caballo, de Diego Velazquez

 

 

    Copia al Óleo, Cuadro de Velázquez    
     

Impresionante Óleo sobre Tabla. Copia de “El Príncipe Baltasar Carlos a Caballo” de Velázquez. España, Años 50


Referencia: AT-C-086



Fantástico cuadro pintado al óleo sobre tabla en los años 50 del siglo XX. Se trata de una espectacular copia del famoso lienzo “El Príncipe Baltasar Carlos a Caballo”, pintado por Diego de Velázquez y actualmente conservado en el Museo del Prado. El cuadro se encuentra en perfecto estado de conservación; se trata de una copia única de magistral ejecución, realizada por un talentoso artista desconocido. Este cuadro se presenta enmarcado y listo para colgarlo, y resulta perfecto para poner un detalle lleno de historia y personalidad en un salón con vocación aristocrática.

El óleo está pintado a mano con sumo cuidado y habilidad. El artista ha sabido retratar con pericia la transparencia de los colores del maravilloso artista español, transparencias que se aprecian perfectamente en el paisaje que se vislumbra al fondo de la pintura. La figura del príncipe destaca por la magnífica reproducción de los ropajes y los complementos dorados, así como por la delicadeza del rostro y las manos. El caballo muestra la conocida deformación que aparece también en el lienzo original: Velázquez lo pintó de esta manera porque estaba destinado a ser colgado en altura. Vista desde abajo, la imagen del caballo es mucho más ajustada y realista.

Este impresionante óleo sobre tabla, copia del retrato “El Príncipe Baltasar Carlos a Caballo”, es ideal para todos aquellos que no disponen de unos cuantos millones de euros para colgar en su casa un Velázquez original. Medidas: Ancho: 85 cm. Alto: 115 cm.

Historia del cuadro “El Príncipe Baltasar Carlos a caballo”

“El Príncipe Baltasar Carlos a caballo” es un cuadro al óleo pintado por Diego de Velázquez en el año 1635. Actualmente se conserva en el Museo del Prado. La historia de este retrato comienza cuando a Velázquez, Felipe IV le encarga una serie de retratos ecuestres destinados a ser expuestos en el Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro, situado en Madrid. Entre los retratos de Felipe IV e Isabel de Borbón, en el hueco existente (situado sobre la puerta del salón) se decidió colgar un óleo con la efigie del príncipe Baltasar Carlos, también a caballo pero de un tamaño más pequeño. En el lienzo destaca el magnífico retrato del niño, considerado una obra cumbre de la pintura de todos los tiempos.


Precio : 1200 € Rebajado : 900 €
¡Enviamos a todo el Mundo! ¡Envíos a España GRATIS!


Entidad adherida a Confianza Online